·"Un pueblo que no bebe su vino tiene un grave problema de identidad" MVM


10/31/2014

CONFERENCIA "EL JEREZ, UN VINO CON ETIQUETA" POR JOSÉ LUÍS JIMÉNEZ EN EL ATENEO DE CÁDIZ

El pasado día 29 DE OCTUBRE en la 
SEDE DEL ATENEO DE CÁDIZ
(calle ancha, 20), a las 19´00,
tuvo  lugar una conferencia a cargo de
JOSÉ LUIS JIMÉNEZ,
que llevó el titulo de:
EL JEREZ, UN VINO CON ETIQUETA.






En Francia, el impresor Cyprien Gaulon, realizó las primeras etiquetas en 1818, pero su uso no se generalizó hasta 1860. 
La palabra etiqueta viene de la francesa etiquette, y esta a su vez de latín: Est His Quaestio.
El diccionario de la Lengua Española define el término etiqueta como aquella marca, señal o marbete que se coloca en un objeto o en una mercancía, para identificación, valoración, clasificación, etc.
La utilización social y masiva de la publicidad por parte de las bodegas de la zona viene a coincidir cronológicamente en el último cuarto del  siglo XIX con la generalización del embotellado de los vinos de nuestra tierra. 
Las etiquetas que las diversas empresas relacionadas con la actividad vitivinícola del Marco del jerez han utilizado para facilitar al potencial comprador del producto la información de su origen, marca, tipos, cualidades, etc. han ido acompañadas, acentuando así su capacidad de persuasión, con una serie de dibujos originales o reproducciones de artistas o diseñadores gráficos, que en la mayoría de los casos han permanecido, desgraciadamente, en el anonimato. 
Ya sea por imposición de las casas bodegueras, o de las mismas imprentas, o por un deseo expreso de los autores que no daban valor a esta forma de expresión creativa, en muchas de ellas es difícil de identificar a sus creadores, imposibilitando un estudio bien documentado de las mismas. 
Los asuntos tratados han sido muy variados. pero la mayoría de estas etiquetas han reflejado en su universo iconográfico la ruptura ideológica y mental que sufrió la sociedad europea a partir del siglo XIX. 
Para ello se reforzó, según Alberto Ramos Santana: “los sentimientos localistas y regionalistas y se impuso la defensa de lo tradicional de cada país cobrando fuerza el carácter de reafirmación de lo nacional y de las costumbres, usos y tradiciones” 
De esta manera las propias coordenadas geográfico-espacial del mundo vitivinícola, la viña y la bodega, la campiña y la ciudad, donde se enmarcan  las diferentes labores que se desarrollan en ellas, van a tener su representación en las etiquetas de los vinos del Marco del jerez. 
Intentar un primer acercamiento a esta manera en que las propias bodegas se han visto a ellas  mismas, utilizando como objeto de estudio la publicidad emanada de las propias etiquetas, es un acto arriesgado y aventurado si tenemos en cuenta la escasez de estudios no solo de este aspecto si no de toda la historia de los vinos del Marco. 
A través del análisis de  una escogida cantidad de etiquetas con esta temática podremos tener una visión nueva, recreada, del particular mundo del vino jerezano. 


Fdo. José Luis Jiménez.

No hay comentarios: